HIJOS DE UNA GUERRA. LOS HERMANOS QUERO Y LA RESISTENCIA ANT

ABRIL, 1939

Todo parecía escrito por la mano de Dios: la entrada triunfal de las tropas nacionales en Madrid, las inmediatas procesiones de la Semana Santa, el caluroso recibimiento al Genera¬lísimo Franco en cada uno de los rincones del suelo patrio. Nada podía ser una mera coincidencia. El Caudillo era el portador de una misión providencial.
El pueblo se echa a la calle. La primavera llegó puntual, como todos los años, el 21 de marzo. Pero aquella primavera parecía venir cargada de un aroma y una brisa diferentes. Durante una semana al menos, Madrid se había concentrado en una breve pero intensa guerra civil protagonizada por los rebeldes casa¬distas y el Partido Comunista mientras Franco, desde Bur¬gos, disfrutaba de los últimos coletazos de una República moribunda y desahuciada. Un silencio prudente, denso, dominaba la ciudad después del estruendo amortiguado de la lucha callejera. Cientos de hombres retornaron a sus casas y, entre lágrimas y abrazos, escuchaban los últimos partes retransmitidos por Unión Radio. La incertidumbre reinaba, de un modo u otro, en todos los hogares. Tan sólo era cuestión de tiempo; la guerra había terminado.
Las emociones acumuladas a lo largo de tres largos años eran muchas, complejas y contradictorias, pero la tensión estalló el mismo día 28, poco después de la entrega de la ciudad en las inmediaciones del Hospital Clínico. Como si de un percutor se tratara, la detonación de la noticia espoleó una especie de catarsis colectiva que se prolongó durante varios meses. En Madrid se volvía a escuchar ?«después de tanto tiempo mudas»? el repique de las campanas «que quedaban en los templos que no han destruido ni saqueado los rojos» 1, acompañando al primer grupo de falangistas ?al mando del doctor Navarro?, que recorría la calle Alcalá en medio de una aclamación multitu¬dinaria. Los madrileños se echaron a las calles con los brazos extendidos «y los rostros radiantes y lágrimas en los ojos».
Las gentes se abrazan sin conocerse, se dan vivas, se dicen palabras sin sentido, se llora y se ríe. Es un pueblo que parece perder la razón en el instante mismo en que la recobra.
Una corriente de entusiasmo se extiende por toda la ciudad. Todo Madrid flamea de colgaduras y banderas. Enronquecen las gargantas a los gritos de ¡Franco, Franco, Franco!, ¡Arriba España! 2

Las procesiones toman las ciudades. En Triana (Sevilla), a las seis de la tarde, la Virgen de la Estrella, más conocida como «La Valiente», sale de la iglesia de San Jacinto entre el clamor de la gente. Nadie olvida que en el fatídico año de 1932 «La Valiente» fue la única que se atrevió a recorrer las calles de una Sevilla tomada por las «hordas anticlericales». Durante el transcurso de la penitencia los hermanos nazarenos sufrieron agresiones, lanzamientos de piedras, huevos, e incluso, a la entrada de la iglesia, un anarquista hizo dos disparos que sembraron el caos entre los devotos. Pero ahora renace con mayor esplendor en un desfile lucido y multitudinario. «Se han escuchado muchísimas saetas, algunas con letras alusivas de la guerra y al triunfo del Generalísimo Franco» 3.

INTRODUCCIÓN

Abril, 1939 .
Del mito al olvido, del olvido a la historia .

PRIMERA PARTE

Capítulo 1
TIEMPO DE DENUNCIAS
TIEMPO DE DELACIONES (1939)

El frente se derrumba: de vuelta a casa .
Presentación ante las autoridades .
De desfiles y denuncias .
Orígenes de una persecución .

Capítulo 2
ANATOMÍA DE UN MITO (I): RESISTENCIA POPULAR
Y HUIDA DE GRANADA (1936)

Armas para el pueblo .
Los primeros días del golpe .
La huida de Granada .

Capítulo 3
ANATOMÍA DE UN MITO (II):
LA GUERRA CIVIL Y LOS HIJOS DE LA NOCHE (1936-1939)

«Movilización, Movilización» .
Destacamento en Diezma .
La escuela de las trincheras .

Capítulo 4
PRISIONES, PLAZAS, ESTABLOS (1939-1940)

Geografía penitenciaria .
«Vosotros que no creéis en Dios» .
1 año, 2 meses y 23 días .

Capítulo 5
PRÓFUGOS DE LA JUSTICIA (1939)

La fuga .
Juan Medina García, alias «El Yatero» .
Viejos amigos, amigos viejos .
Primeras lecciones .

Capítulo 6
LOS PRIMEROS HUIDOS (1941)

Después de siete meses de silencio .
Francisco Rodríguez Sevilla, alias «el Sevilla» .
Escarmiento a la Falange .

Capítulo 7
«HOY, GRANADA, TE ELEVAS YA MUERTA PARA SIEMPRE» (1941)

Bajo la piedra de las cuevas .
La muerte prematura de Manuel Murillo Osorio .
De órdagos y secuestros .

Capítulo 8
FORJANDO UNA LEYENDA (1941-1942)

Tiroteo en el tranvía de Sierra Nevada .
Barranco del Abogado .
Cartas desde la cárcel .

Capítulo 9
EL DESEMBARCO DE LOS EXPROPIADORES ANARQUISTAS (1942)

Antonio Raya o la acción por las pistolas .
El asalto al Matadero .
La última muerte de Antonio Raya .
Rastros de sangre en la tierra .

SEGUNDA PARTE

Capítulo 10
EL DIRECTOR CLANDESTINO (1936-1943)

José Bueno Liñán, alias «comandante Villa» .
Las observaciones del capellán .
La reconstrucción cenetista .

Capítulo 11
LA HUIDA DE PACO QUERO (1943)

Golpes contra la familia .
Un expediente abierto .
Gabriel Morcillo en el camino de Quéntar .
La fuerza del mito .

Capítulo 12
MUERTE EN EL CAMINO DEL SACROMONTE (1943-1944)

Mala Nochebuena .
Cae «El Matías» .
Un pozo en el Llano de la Perdiz .

Capítulo 13
LOS SUCESOS DE LA CALLE PIEDRA SANTA (1944)

El grupo de Velázquez Murillo .
La venganza del confidente .
Duelo y movilización franquista .
Diligencias finales .

Capítulo 14
SE ACERCA LA VICTORIA (1944)

Sólo hay un camino. ¡La Resistencia! .
Día de la Cruz .
Advertencia al alcalde de Pulianas .

Capítulo 15
EL CAPITÁN JUSTICIERO DE LA SIERRA (1944)

Bajo un olivo .
La visita al teniente Lacomba .
Un anuncio en el diario Ideal .

Capítulo 16
TRAS LOS MUROS DE LA IGLESIA DE SAN MIGUEL (1944)

Un cadáver en la plaza .
Primeros interrogatorios .
Muerte a un confidente .

Capítulo 17
LA MUERTE DEL CAPITÁN (1944)

Atracador muerto .
Fuego en el Carril del Picón .
Al hilo de la muerte .
Lágrimas en la oscuridad .

Capítulo 18
LOS PAPELES DE PEPE QUERO (1944)

Hermanos Cobo .
Un hostal detrás de la DGS .
Estación de Atocha .

TERCERA PARTE

Capítulo 19
ASEDIO EN LA CUESTA DE SAN ANTONIO (1945)

Los méritos del sargento «Tobalo» .
«Ese no es uno de los nuestros» .
Olor a pólvora y dinamita .

Capítulo 20
CUANDO LAS TROPAS ENTRAN EN BERLÍN (1945)

Atraco en la «Quinta Alegre» .
Secuestro en la Gran Vía .

Capítulo 21
RESPUESTA INMEDIATA (1945)

Problemas internos .
Cae Modesto .
El último cigarrillo de Pedro Quero .

Capítulo 22
LA OSCURA LABOR DE LOS CHIVATOS (1944-1948)

La vida exagerada de José Bueno Liñán .
Reunión en el convento de Zafra .

Capítulo 23
EL CÍRCULO SE ESTRECHA (1945-1947)

Los hombres del PCE: «Tarbes» y «Mariano» .
El último aliento de Paco y «El Palomica» .
Atraco a Indalecio Romero de la Cruz .

Capítulo 24
ACORRALADOS (1947)

El último anónimo .
Asedio en el Camino de Ronda .
Desenlace final .

Capítulo 25
LOS AMIGOS NO OLVIDAN (1947)

Se cierran las puertas .
Justicia guerrillera .

Epílogo
RETAZOS DE MEMORIA

ANEXOS .
ANEXO 1 .
ANEXO 2 .
ANEXO 3.?Cronología del grupo .
BIBLIOGRAFÍA .
ÍNDICE ONOMÁSTICO .
AGRADECIMIENTOS .

Colección
LV - SERIE GRANADA
Materia
NO¦JURIDICO, GRANADA
Idioma
  • Castellano
EAN
9788498366419
ISBN
978-84-9836-641-9
Depósito legal
GR. 36/2010
Páginas
480
Ancho
14 cm
Alto
21,5 cm
Edición
1
Fecha publicación
26-01-2010
Tapa dura
21,00 € Añadir al carrito